PDI de Concepción entrega consejos para evitar la muerte por sumersión

PDI de Concepción entrega consejos para evitar la muerte por sumersión

Detectives de la Brigada de Homicidios (BH) penquista, en conjunto con la Municipalidad de San Pedro, la gobernación provincial y  el coordinador regional de seguridad pública dieron inicio a una campaña que tiene como objetivo evitar las muertes por sumersión.

El jefe de la BH, comisario Jorge Abatte Reyes, explicó que: “Los menores de edad que se encuentran sin supervisión de un adulto responsable, las personas de la tercera edad y quienes tienen alguna discapacidad son la población más propensa a sufrir accidentes de este tipo. Es por esto que siempre se deben encontrar acompañadas cuando accedan a playas, lagos, ríos o piscinas”.

El oficial agregó que: “Hay conductas temerarias que hacen que algunos estén más propensos a sufrir este tipo de hechos, como por ejemplo quienes intentan nadar bajo el efecto del alcohol y las drogas”.

En tanto, el director de seguridad del municipio sampedrino, Andrés León Sánchez, dijo que: “A nosotros nos corresponde administrar este lugar  al que llegan miles de visitantes  cada año y esta campaña educativa viene a reforzar algo que es fundamental para nosotros, para no tener que lamentar desgracias durante esta temporada”.

El coordinador regional de seguridad pública, Claudio Etchevers Flores, agradeció la actividad realizada por la PDI e hizo un llamado al autocuidado de las personas, para evitar que este tipo de accidentes ocurra.

El comisario Abatte, explicó además que al estar en presencia de alguien que se esté ahogando, no se debe intentar rescatar si está más allá de sus posibilidades físicas, la idea es evitar que existan más víctimas. Asimismo, se deben tener en cuenta los siguientes consejos:

Sacar a la víctima del lugar del ahogamiento e iniciar prontamente las medidas de reanimación.

El tratamiento de reanimación debe iniciarse en el lugar del accidente.

Si la víctima comienza a toser o a escupir agua por su nariz y boca, hay que ponerlo de lado, esto ayuda a evacuar el agua de los pulmones.

Se debe mantener la cabeza más baja que el resto del cuerpo, reduciendo el riesgo de que el agua retorne a los pulmones.

A %d blogueros les gusta esto: